Noticias

Metas ideales para emprendedores en este 2017

      
Fuente: Shutterstock
La última etapa del año es usualmente tiempo de balance, no solo a nivel personal sino también profesional, y al mismo tiempo de proyecciones y metas que nos planteamos a futuro más o menos inmediato.

Puede que este fin del 2016 te haya encontrado encarando un negocio personal al que buscas hacer crecer y prosperar en el año que comienza. Por esta razón te brindamos a continuación un listado de propósitos que puedes sumar a tu lista, de cara a este 2017 que ya está a pocos días de comenzar.


1. Planificar

Plantearte muchas metas grandes y a corto plazo solo hará que te abrumes y te frustres al comprobar que no puedes abarcarlo todo ni que todo puede ser “ya”. Una buena manera de organizarse en un emprendimiento propio es dividir los objetivos en corto, mediano y largo plazo, e incluso realizar una planificación mensual y escrita. Tener un orden te ayudará a concretar tus propósitos de forma menos estresante, más cuidadosa y eficiente. Al mismo tiempo definir “tu propio éxito”, traduciéndolo en objetivos concretos y medibles te ayudará a saber durante la marcha si vas cumpliendo con lo que te propusiste.

En virtud de la eficiencia, otro elemento a erradicar son las distracciones. Si tienes el vicio de estar en permanente contacto con las redes sociales, el teléfono u otros factores que te hacen perder el foco de trabajo, proponte para este año que comienza aprender a separar las cosas a la hora de concentrarte en tu negocio.


2. Definir modelo de negocio y estrategia

Si buscas que tu emprendimiento prolifere es necesario que tengas en cuenta para qué te lanzaste al mercado, cuáles son tus principales objetivos como empresa y qué plan de acción llevarás a cabo para alcanzarlos. Esto te dará solidez a la hora de presentar tu proyecto ante interesados (clientes, inversionistas) y fortalecerá tu imagen como emprendedor.


3. Hacerte conocer

El secreto de tu emprendimiento, más allá de ser innovador, estará en las tácticas que llevas a cabo para darte a conocer. Proponte utilizar herramientas que no sean demasiado costosas y que te permitan llegar eficientemente al público que te interesa. Las redes sociales son un buen ejemplo de esto.


4. Continuar formándote

Haberte animado a emprender no es el fin de los estudios sino todo lo contrario, es otra puerta que se abre para continuar aprendiendo y para obligarte a no abandonar la formación en diversas áreas que complementen tu profesión. Si quieres que tu negocio crezca deberás perfeccionar y actualizar tus conocimientos realizando cursos (presenciales u online), acudiendo a encuentros con otros profesionales, consultando mentores que puedan asesorarte y también materiales sobre liderazgo, gestión empresarial y otros temas concretos que tengan que ver con el área de tu proyecto. La red está llena de oportunidades de formación de las que te podrás valer de cara a este 2017.


5. Proveerte de un buen equipo

Si bien solos podemos lograr cosas muy buenas, el trabajo en equipo da un valor agregado a los emprendimientos que no solo te hará crecer a ti sino también al negocio. Si logras encontrar las personas adecuadas para acompañarte en tu proyecto, que compartan tu filosofía emprendedora y con las que puedan enriquecerse mutuamente desde sus talentos, tienes el éxito casi asegurado.


6. Apostar al networking

En las primeras etapas del negocio debes saber que el networking es esencial y que no puedes dejarle cabida a la timidez. Generar una agenda con todos los eventos a los que quieres acudir, así como poder contarle de tu emprendimiento a las personas que te cruces en fiestas o reuniones, siempre que se de la posibilidad, te permitirá ir generando una red de contactos. También con este mismo propósito puedes mandar a hacer algunas tarjetas personales en las que incluyas tus datos, para entregar en estas instancias, así como también utilizar diferentes medios de comunicación para volver a ponerte en contacto con viejos colegas o compañeros. 


7. No perder el equilibrio entre la vida personal y profesional

Como último propósito, pero no por eso menos importante, prométete siempre mantener un balance entre trabajo y tiempo libre sin descuidar ninguno de los dos. Por más que estés iniciando un negocio y este pareciera que demanda toda tu energía, no dejes de hacer las actividades que te gustan, por ejemplo practicar deportes, tocar un instrumento, etc. ni tampoco descuides las instancias de disfrute con tus amigos o tu familia. Darte tiempo para todo ayudará a que tu productividad no disminuya, a que no pierdas la motivación ni la energía e incluso a que las ideas “se muevan”, pudiendo aportarle a tu proyecto creatividad e innovación permanente.


Recuerda que el primer paso para lograr una meta es proponérsela. Así que aprovecha estos días de cambio de año para apuntar todo en tu libreta y poner en marcha los engranajes de tu emprendimiento con el fin principal de que se vuelva cada vez más exitoso.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.