text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

El 55% de los universitarios son mujeres pero los hombres predominan en cargos académicos

      
Fuente: Universia

En Ecuador un 55% de estudiantes universitarios son mujeres, según una investigación realizada en 43 universidades. El mismo estudio revela además que la mayoría de las carreras que elige el sexo femenino están vinculadas al rol materno y de cuidado.

 

Lee también
» La situación de la mujer en el ámbito laboral
» Ecuador logró avances en inclusión educativa y aumento de la tasa de escolaridad
» Sigue toda la actualidad universitaria a través de nuestra página de FACEBOOK

 

La subsecretaria general de Educación Superior, María del Pilar Troya, asegura que la mayoría de las carreras elegidas por las mujeres tienen que ver con el rol materno y de cuidado, áreas que representan el 71% de las matrículas en la carrera de docencia, el 64% en las de ciencias sociales y el 68% en las de salud. Carreras como Ingeniería o Agricultura –que han sido históricamente de predominancia masculina- representan solo el 23% y 38% de las matrículas respectivamente.

 

La socióloga y profesora en la Universidad Católica de Quito, Alejandra Delgado, asegura que estas cifras son el espejo de una sociedad que no ha cambiado, refiriéndose a que no se ha revertido la dominación simbólica de la mujer sometida al hombre. "La mujer recobra su existencia social a partir de las áreas de servicios que son, por decirlo de alguna manera, la extensión de las tareas tradicionales domésticas", explica al respecto en una nota del portal Expreso.

Carreras como ingeniería o agricultura, más "tradicionalmente masculinas", son las áreas de estudio en las que menos mujeres se registran

A pesar de que también en los estudios de postgrado se matriculan más mujeres que hombres (ellas corresponden a un 53%), los cargos en directorios o docencia son menos accesibles para el sexo femenino en las universidades. Con respecto a esto Del Pilar Troya asegura que las limitaciones para acceder a esos puestos tienen que ver con problemas en el entorno familiar, por “no asumir responsabilidades domésticas de manera compartida dentro de las familias y de las parejas, además de otros mecanismos de discriminación directa”.

 

En las universidades la igualdad de género se intenta promover mediante una serie de programas; por ejemplo, la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso) emprende acciones de “discriminación positiva” que tienen que ver con políticas de diversidad sexual y étnica, según indica la subdirectora académica, Gioconda Herrera. Pero si bien desde hace 15 años en Flacso se ha registrado un mayor número de ingresos de mujeres a la docencia, la cifra aún no alcanza al 50% de profesores titulares.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.